sábado, 2 de agosto de 2014

Testimonio de Juanita Osuna Berumen


Tengo un recuerdo inolvidable de Luis Pérez Meza y siempre le voy a estar agradecida.  Era yo directora de la primaria Gral. Pablo Macías Valenzuela, cuando fui de vacaciones a Tijuana en julio de 1961.  Me hospedé en el hotel de la Chelo Burgueño  y allí estaba también Luis Pérez Meza.  Como la Chelo era paisana de Zavala y dueña de ese hotel, me lo presentó.

-¿A qué se dedica?-, me preguntó don Luis.  Yo le respondí que era directora de la primaria en Zavala, Concordia.

- ¿Y qué tal su escuela?-, siguió preguntando

-Uy señor-, le dije.  Con muchos problemas, no tiene barda, las vacas duermen en los portales.

-Le vamos a hacer su barda-, me dijo. 



Yo no le dí importancia ni creí que realmente fuera a hacer algo, pero unos meses después, en la última semana de septiembre, llegó a Zavala y con la Chelo organizó un baile que estuvo lleno, con mucha gente de otros pueblos porque iba a cantar Luis Pérez Meza.  Y aunque el terreno de la escuela es muy grande, con el dinero de las entradas y la cerveza hicimos esa barda que es la que tenemos hasta hoy. 




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada